Rubores theBalm

theBalm no es de esas marcas que está constantemente lanzando nuevos productos. Sin embargo, cada uno de ellos está bien pensado, y debido a su calidad y packaging divertido, algunos se consolidan como makeup must-haves a través de los años. Es el caso de la colección de rubores The Boys.

Mucha gente opina que son exageradamente pigmentados, pero para mí, pigmentan en su justa medida. No me parecen ultra suaves, pero tampoco lucen polvorientos en mi piel seca. En general, los rubores no me duran demasiado, y estos no son la excepción, pero reconozco que después de varias horas dejan un acabado súper natural y aún puede verse algo de pigmento sobre las mejillas.

CABANA BOY

Cabana Boy es un malva con subtono rosado que queda bien con looks cálidos y fríos. Tiene partículas finas en dorado que se traducen en un sutil brillo sobre la piel.

DOWN BOY

Down Boy no es el típico rubor rosa frío tipo Barbie del que solemos huir quienes tenemos piel en tono oliva. No es super saturado, pero puedes ir construyendo la intensidad y se integra de forma natural en la piel, dejando un acabado ligeramente satinado.

FRAT BOY

Pensé que no luciría bien en mi tono de piel, y afortunadamente me equivoqué. Es el más opaco en términos de pigmentación: con una sola pasada obtienes el color exacto que ves en el pan. Da un efecto mate pero fresh que va genial con cualquier maquillaje. Sin duda es mi favorito.

Cuéntenme si han probado los rubores de theBalm y cuál es su favorito.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *